Inbentus es una compañía de ingeniería, consultoría y tecnología médica que nace con un propósito multidisciplinar gracias a la iniciativa de un grupo de profesionales y empresas líderes en diferentes sectores. Ellos han aunado esfuerzos y conocimiento para aportar soluciones mediante la creación de productos innovadores.

Gracias a la red de contactos y la capacidad relacional de la empresa, su rango de actuación para desarrollar proyectos con la colaboración de empresas privadas y públicas, permite a Inbentus ofrecer vanguardia tecnológica e innovación en cortos plazos de tiempo. Especialmente importante a la hora de diseñar y fabricar productos tan necesarios como el SAV-19, un ventilador mecánico automático para hacer frente a la Covid-19 y la crisis sanitaria mundial.

Localizados en la Región de Murcia, mantienen una clara apuesta por el desarrollo de nuevas tecnologías apostando por el capital humano como el motor de su crecimiento.

El Referente habla con Rafael Valverde, cofundador del proyecto y quien cuenta que Inbentus nace de “un grupo de personas con inquietudes que, cuando nos vimos encerrados en casa allá por marzo de 2020, pensamos que algo teníamos que hacer”.

Estáis inmersos en una ampliación de capital en Crowdcube, ¿por qué habéis elegido esta plataforma y este método?

Todos conocemos Crowdcube y junto con dos o tres plataformas más (alguna de ellas española), es una de las más importantes y con mayor registro de inversores a nivel europeo. En este sentido, ha sido fácil decidirnos.

El crowdfunding siempre ha sido algo que nos ha llamado la atención. Por la pandemia, nuestro proyecto ha adquirido un alto componente social y humano. En cierto modo, el crowdfuding permite al pequeño inversor, y a la persona de a pie, poder poner su granito de arena por no más de 12,5 € en apoyar una iniciativa nacida para salvar vidas.

Esperáis alcanzar un total de 200.000 euros. ¿Por qué deberían los inversores apostar por vosotros?

En 8 días hemos logrado recaudar los 200.000 € objetivo en Crowdcube. Esperábamos que fuese más lento, pero el proyecto está teniendo una aceptación increíble. Ahora nuestro próximo objetivo es llegar a los 250.000 € donde es muy probable que demos por cerrada la ampliación.

INBENTUS tiene un proyecto que hace falta a nivel nacional Debemos desarrollar la industria médica para estar preparados ante situaciones como las que hemos vivido.

Por equipo de trabajo, podemos decir que por suerte o por desgracia, somos de los pocos que han desarrollado un respirador en España y lo han homologado técnicamente, además de haber vendido varias unidades. Ya hemos pasado por ahí, sabemos lo que es y el trabajo que supone, que no es poco. A lo anterior se suma la experiencia empresarial en distintos sectores. El equipo fundador tiene una media de edad de más de 40 años con trayectorias profesionales en diferentes ámbitos como en la ingeniería, financias, RRHH y ventas. Sabemos de qué va el emprendimiento.

¿A qué irá destinada la recaudación? ¿Cuál es vuestro objetivo con la misma?

La recaudación, junto con las ayudas a fondo perdido concedidas por la Administración Regional, va destinada al desarrollo del nuevo respirador para UCI de alta tecnología con enfoque para economías emergentes.

Ya habéis atraído a inversores privados y públicos. ¿Por qué es importante que ambos apuesten por el emprendimiento?

Es fundamental que apuesten por el emprendimiento.

El trinomio emprendedor, inversor privado y Administración es el encargado de crear y desarrollar parte del tejido industrial futuro de un país. Sin inversores y sin Administración, el emprendedor no puede acometer tal empresa.

Vuestro lema es Democratizando la tecnología médica, ¿quiénes no tienen acceso a ella? ¿A quiénes se la acercáis?

Los países emergentes tienen un serio problema para adquirir equipos médicos fiables a un precio acorde a sus economías.

El problema está en que muchos de estos países tienen que elegir entre adquirir equipos premium, normalmente europeos y norteamericanos a precios importantes, o bien adquirir equipos asiáticos a la mitad de precio que los anteriores. Estos, evidentemente, con rendimientos y calidades notablemente inferiores.

INBENTUS ya ha desarrollado un equipo y está desarrollando otro con un enfoque claro y orientado a cubrir las necesidades de la sanidad de esos países. Es decir, incluyendo únicamente lo que les aporta valor y garantizando una calidad y fiabilidad de acuerdo con los estándares europeos.

¿Qué importancia tiene los respiradores en el ámbito de la medicina? ¿Por qué son fundamentales?

Muchos de nosotros asociamos respiradores a COVID y nos quedamos muy lejos de ver la magnitud real del problema.

Los respiradores han sido, son y seguirán siendo fundamentales para miles de patologías respiratorias en todo el mundo. Sin ellos, millones de personas morirían a diario más allá del COVID.

Sin ir más lejos, según un estudio de la Organización Mundial de la Salud, las patologías respiratorias son la tercera causa de muerte a nivel mundial; provocan más de 10 millones de muertes al año. El COVID en un año ha provocado 2 millones.

¿Cuáles son las características de vuestro primer respirador?

El primer respirador nació con un fin único: salvar vidas durante la pandemia.

Empleamos toda nuestra energía y ahorros en hacer un respirador fiable, económico y que fuese fabricable en 2 o 3 días con el objetivo de ser proporcionado a la Sanidad Pública.

Por tanto, es un respirador para ser usado en condiciones sanitarias de emergencia. Ahora estamos desarrollando otro dispositivo de alta tecnología para la fase post-pandemia.

¿De qué forma se ha producido su creación y desarrollo?

El proyecto nació por la frustración e impotencia que vivimos durante la primera semana de confinamiento en España, allá por la tercera semana de marzo de 2020.

Veíamos que mucha gente estaba muriendo por no tener acceso a respiradores y decidimos poner al servicio de la sociedad y de forma altruista, todo nuestro conocimiento. No podíamos quedarnos de brazos cruzados.

Lo desarrollamos, fabricamos y lo pusimos en marcha en cuatro intensas semanas en las que prácticamente no dormíamos. Particularmente en mi caso, tuve que convertir la habitación de mi hijo en un taller improvisado donde hacer pruebas y programar el equipo. Fue una verdadera aventura.

¿Cómo esperáis que evolucione vuestro producto y vuestro mercado en 2021?

El nuevo respirador estará listo para ser comercializado a finales de 2021. El desarrollo está avanzando de forma consistente y en pocos meses tendremos un prototipo definitivo sobre el que el realizaremos las pruebas de validación.

Hay varios estudios de mercado que visualizan un crecimiento del sector de los respiradores médicos de un 16% anual hasta 2030 motivado principalmente por el crecimiento de la población mundial combinado con el aumento de la esperanza de vida. En los próximos años, seremos más y viviremos más tiempo y esto provocará que las patologías respiratorias aumenten exponencialmente.

¿En qué punto os encontráis ahora?

Estamos en una fase muy interesante del proyecto. El equipo de ingeniería está trabajando en algo muy bonito como es crear un dispositivo único en España que ayudará a miles de personas. Además, durante la ampliación de capital, estamos conociendo gente realmente estupenda que en mayor o menor medida está apostando por un proyecto que dará mucho que hablar.

Referencia: Inbentus, compañía de ingeniería, consultoría y tecnología médica (elreferente.es)

Call Now Button